Centro para la Democracia Proactiva

Centro para la Democracia Proactiva

Centro de Estudios para la Democracia Proactiva
www.democraciapractiva.org

Por: Francisco Román Ortíz de Alma y Rebelión
Coordinador para Europa

En Cuba no habrá futuro para nadie, jamás. No habrá futuro para nadie bajo el mando de Canel y la familia de los Castro. Ellos son el problema de Cuba.

No habrá futuro para los trabajadores, ni para la juventud, ni para los ancianos, ni para los militares, ni para los policías y funcionarios. Jamás habrá futuro, porque han diseñado una economía deprimida, que acosa al pueblo para que no pueda producir, y no lo deja trabajar, y como son, de la hermandad del puño cerrado, y todo les pertenece, y para poder tomar algo de ellos, ellos exigen como pago, la humillación.

No hay mayor espina ni veneno que el que le han metido al pueblo cubano. Le han inculcado a la fuerza, a golpe de conductísmo como si fueramos animales, que los valores no sirven para sostener la vida, ni la honradez, ni la verdad. Que el fanatismo por ellos si sirve para sostener la vida, que la mentira, la vileza y la hipocresía si sirven para progresar en la vida. Pero que no es cierto. Y no es cierto.


Solo se puede progresar alimentando la libertad, con valores, con confianza, con unidad. Solo puede haber un futuro para el pueblo de Cuba dejando que los ciudadanos puedan crear negocios, hacer industria, beneficiarse de su talento, proyectar un futuro, estudiar, construir, tener respeto, innovar.

Solamente existe este camino para el progreso, No existe absolutamente ningún otro. La tiranía nos lleva a la ruina, a la miseria, a la depresión total, cada vez habrá más hambre. Cada día habrá más gente sin nada que llevarse a la boca, la miseria la desnutrición, los niños entristecidos por el hambre. No habrá futuro para nadie, ni siquiera para los militares, los policías y los funcionarios del estado.


Tenemos que hacer un esfuerzo ahora, todos los militares que entiendan este mensaje, todo el que pueda debilitar a la tiranía, es el momento, es el momento de cambiarlo todo y conseguir que Cuba sea una República prospera donde los ciudadanos puedan decir y pensar sin miedo y sin hipocresía; donde puedan crear su propia riqueza, que el país se levante, que no dependa de ningún otro país. Necesitamos este esfuerzo ahora, y todo va a mejorar, y tendremos un futuro brillante para las próximas generaciones, para nuestros hijos y nuestros nietos. Existirá entonces un futuro, una oportunidad.

Y lo más importante para eso son los valores. No traicionar, decir la verdad, no callar, expresar los pensamientos del alma, manifestarse artísticamente, demostrar valor, audacia, fraternidad.

En Cuba no habrá futuro para nadie, jamás. No habrá futuro para nadie bajo el mando de Canel y la familia de los Castro. Ellos son el problema de Cuba.

El pacto es: Vamos a por un gobierno de urgencia de transición a la democracia, para celebrar unas elecciones libre donde el pueblo pueda ejercer su derecho a gobernarse.

En España, a 18 de Marzo del 2024.